Home/InicioTodas nuestras tiendasTienda de AjedrezTienda Juegos y Juguetes DivertidosTienda de FitnessSoftware Inforchess
Aprender AjedrezNoticias AjedrezNovedades en AjedrezColumnistasClub LectoresLinksF.A.Q. Añadir a favoritos

 

 

EL AJEDREZ Y LAS PERSPECTIVAS PARA JUGADORES DE EDAD MADURA

 

 

Por MI Raúl Ocampo Vargas.

 

 

 

 

 

 

 

 

Ya hace muchos años, tan lejos como 2002, la revista científica Scientific American en su edición especial de julio titulada “The Hidden Mind” apuntaba que el adulto, contrario a lo que se creía como dogma, produce células nerviosas nuevas y que su cerebro no esta en declive constante, sino todo lo contrario. Tony Buzan, del Club de Ajedrez de Londres y afamado “creador” de la idea de los “Mapas Mentales”, junto con el GM Raymond Keene, escribieron un libro titulado “The Age of Heresy” en donde afirman que con la edad las personas son más “inteligentes”. Entonces, ¿porqué se supone que un ajedrecista tiene una edad límite para aprender o mejorar en ajedrez? Estadísticamente parece estar demostrado que los jóvenes obtienen mejores resultados que los adultos en justas deportivas de ajedrez. Aún así tenemos un campeón mundial que rebasa los 40 años de edad, cuando algunos especialistas occidentales afirmaban que la edad más competitiva de un ajedrecista estaba ya entre los 20 y los 35 años, muy diferente a la opinión soviética de los años 80s del siglo XX en que se consideraba que era entre los 35 y 45 años.

Hace unos días el GM Evgueni Elinovich Sveshnikov cumplió 60 años, y era natural que se le preguntase si consideraba que era tan creativo como lo calificaban hace casi 40 años en un torneo en Cienfuegos, Cuba. Aunque yo anticipaba la respuesta pues he seguido sus partidas de años recientes, no dejaba de sorprenderme la decisión con que respondió afirmativamente. No en balde “el gurú de la Siciliana” no hace mucho publicó varios libros que han sido ya traducidos a varios idiomas y actualmente esta trabajando en uno que reúne los diversos métodos de enseñanza de la escuela de Cheliabinsk y que el GM Panchenko no pudo terminar.

En el número más reciente de Scientific American, el de Marzo-Abril de 2010; se analizan varios nuevos avances en la enseñanza, así como refuta algunos mitos que existen en la psicología. Entre otras cosas aparecen argumentos que parecen reforzar mi hipótesis de que los ajedrecistas adultos pueden progresar más rápidamente que los niños y adolescentes, siendo otras las razones por las que el progreso en ajedrez parece detenerse o al menos hacerse más lento y menos significativo a una edad cercana a la vejez, o en la parte alta de la edad adulta.

El GM Sveshnikov había publicado algunas cosas al respecto, pero basadas más en sus experiencias propias que en evidencias científicas que las que se exponen por los diversos autores de los trabajos publicados en Scientific American.

La prestigiosa revista rusa “Ciencia y Vida”, que ya es septuagenaria pues se inició en la era soviética, en su número de enero de 2010, también trata el tema sobre la creatividad y las emociones maduras de los adultos. Me pareció que coincidía con el estudio de Scientific American aparecido dos meses después sobre la creatividad y el amor. En realidad, Scientific American de marzo esta reproduciendo afirmaciones de la revista de noviembre de 2009 “Personality and Social Psychology Bulletin, así que no se puede decir que la revista rusa se adelantó, máxime que los estudios presentados fueron realizados en la Universidad de Amsterdam, en la de Groningen y Jacobs Bremen, coordinados por Jens Forster, psicólogo de la Universidad de Amsterdam. Lo que se puede discutir si esas emociones estudiadas son tan “adultas” como se clasifican, pues algunas tienen relación con niveles de apetito sexual, de tristeza y de dolor que no creo sean propiedad exclusiva de los adultos, aunque algunos parámetros refieren que los niños y los jóvenes no tienen esa intensidad en las emociones a la que llegan los adultos. El caso es que todos esos estudios parecen afirmar que para el análisis y la creatividad al más alto grado es necesario tener emociones de adulto.

¿Cómo afecta esto a la hipótesis del progreso de los adultos en ajedrez? En estos años en que la “Inteligencia Emocional” ha sido objeto de un estudio tan profundo, y que si es cierto que las emociones influyen tanto en la creatividad y el análisis, facetas fundamentales de la caracterización aceptada de la inteligencia; y que las emociones más fuertes se manifiestan en los adultos, entonces tendríamos que aceptar que los adultos pueden ser más inteligentes que los niños.

Otra apunte más, de una revista científica del otro lado del mundo, Australasian Science, afirma que conforme se avanza en edad, se manejan mejor las emociones, lo que hace que para lograr los mayores beneficios de la inteligencia emocional hay que pasar de los cuarenta años, según Joseph Forgas, profesor de psicología de la Universidad de Nueva Gales del Sur. En eso también coincide el prof. Liuslis de la Universidad de Riga en un trabajo publicado en 1967 y citado por la revista “Ajedrez” que dirigiera primero el GM Mikhail Tal y luego el GM Aivar Gipslis. Forgas también afirma en el mismo artículo en que reseña sus estudios, que los estudiantes mal humorados lograban mayores avances que los estudiantes con buen humor. Según eso hay que hacer enojar a la gente para que aprenda.

El caso es que hay muchas bases para contestar a un adulto aspirante a mejorar en ajedrez que pregunta si puede progresar a pesar de ser mayor de cuarenta años, con la afirmación, agregando: “y a mayor edad, puede progresar más”. Los GM Korchnoi y Sveshnikov lograron sus mayores despliegues creativos pasados los cuarenta años. ¿Deben ser considerados excepción?

 

En México, a 1 de Marzo del 2010